lunes, 8 de julio de 2013

Vivir de noche

Acabo de terminar de leer un librón estupendo, se trata de Vivir de noche, escrito por Dennis Lehane, un autor que me atrapa en cada una de sus novelas (mira si no me crees aquí), la traducción es de Ramón de España. Está publicado por RBA, en su "Serie negra", donde tienen más títulos suyos que espero ir adquiriendo más pronto que tarde.


El libro nos cuenta la historia de Joe Coughlin, hijo de un jefe de policía, que acaba formando parte de los gánsters más notables en tiempos de la Ley Seca en USAmérica. El punto de partida de la historia, el momento en el que Joe y Emma Gould se conocen, es fantástico, y también el motor de toda la acción que va sucediendo a lo largo de sus páginas (y de sus años). Me encanta cómo escribe este autor, cómo ambienta sus novelas (ésta es una novela que se lee en blanco y negro), cómo se adentra en los personajes, cómo sorprende al lector, cómo encaja la trama, cómo imprime un ritmo alegre, trepidante. Me ha gustado especialmente la desdibujada frontera entre el bien y el mal, entre los buenos y los malos. Sí, uno no termina de saber qué es el bien, qué el mal, quiénes son buenos o malos. Uno no termina de tenerlo claro y de hacerse preguntas más allá del libro.
Además, entre página y página va colando algunas perlas que no puede uno dejar de saborear. Aquí os dejo una muestra:

"Le había dicho recientemente a su hijo que la vida no era más que suerte. Pero la vida, como observaba a medida que se iba haciendo mayor, también era memoria. A veces, la rememoración de instantes era mejor que esos mismos instantes." p. 154.

"No te morías para ir a un lugar mejor; el mejor lugar era este, porque no estabas muerto. El cielo no estaba en las nubes; el cielo era el aire de tus pulmones." p. 232.

Me ha encantado el libro, he disfrutado de lo lindo con su lectura. Me he quedado prendado del protagonista, de su astucia y de su forma de ver la vida. Pronto reseñaré más libros de este autor fantástico, seguro. Su lectura es garantía de momentos felices. Totalmente recomendable.
Saludos

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada